miércoles, 28 de febrero de 2007

Mitos de la farándula: Vinnie Jones

Algunos de vosotros (supongo que los menos) no conoceis a Vinnie Jones. Muchos de quienes le conocen preferirían verse en vuestra situación.

Vinnie Jones comenzó su carrera como modesto jugador de futbol en el Wimbeldon FC, equipo con el que ganó la FA Cup en la final al poderoso Liverpool de finales de los 80. A continuación firmó por el Sheffield United, el leeds, el Chelsea, y por último militó de nuevo en las filas del Wimbeldon. Hasta aquí parece la típica carrera de un futbolista normal, incluso mediocre. Nada más lejos de la realidad, amigos.





Y es que Vinnie Jones ostenta, entre otros, el dudoso honor de haber protagonizado ún record Guiness: la expulsión más rápida de la historia del fútbol profesional. A Jones le sobraron tres segundos de partido para hundir los tacos de su bota en el muslo del delantero rival tras el pitido del árbitro. Jugando para el Leeds, vio como su equipo era sancionado con la imposibilidad de jugar en competiciones europeas por amenazar de muerte a los jugadores rivales (y a sus familias) en el túnel de vestuarios. Fue sorprendido mientras agarraba por los genitales a Paul Gascoigne. Retiró del fútbol a Gary Stevens con una brutal entrada. Fue expulsado doce veces en seis años de carrera. Además, reconoce estar orgulloso de ello.

Ya retirado, nuestro protagonista recibió una llamada telefónica de Guy Ritchie. "Vinnie Jones? Veo en tí algo muy británico". Así, entró a formar parte del reparto de Lock, Stock and two smoking barrells; trabajando posteriormente con Ritchie en Snatch, donde interpretaba uno de sus papeles más míticos: Tony "Dientes de bala".



Tras el cine independiente británico le llegó la hora de Hollywood. Operación Swordfish y 60 segundos entre otras (y algunos cameos como el de Euro Trip). Recientemente fue el Juggernaut en X-Men 3.


No hay comentarios: