lunes, 20 de agosto de 2007

Mutantes adolescentes

Hoy hablaremos de los Mutantes Adolescentes más populares del mundo: el hijo de Ozzy Osburne y el gasterópodo de Star Wars que hacía el imbécil con una escoba... No. Si bien es cierto queambos son adolescentes, y ambos parecen haber padecido algún tipo de mutación o coáglo cerebral, jamás han sido populares. Hoy hablaremos de aquellas series de televisión protagonizadas por mutantes o similares, empezaremos por el principio...

Las Tortugas Ninja

Todos, absolutamente todos, conocemos la historia de los cuatro mejores quelonios del mundo (aunque nunca llegaremos a entender de dodnde salió la tortuga ninja hembra, la verdad). El hecho de que Splinter fuese un gafapasta le hizo llamarles como a grandes pintores y artistas clásicos: Leonardo, Donatello, Raphael y Michelangelo. Juntas, las cuatro tortugas se enfrentaban al Clan del Pie liderado por Shreder, quien disponía a su vez de un jabalí (Beebop) y un rinoceronte mutantes (Rocksteddy) que curiosamente siempre eran apalizados por los héroes. A su vez, Shreder, que era más malo que comer betún, tenía a alguien por encima, al malvado Kraang (una suerte de celebro con tentáculos que vivía en la barriga de u señor más grande que él).
Fue un fenómeno sin precedentes en aquellos días, y dio lugar a gran cantidad de merchandising, siendo lo más interesante el dirigible (que no recuerdo si salía en algún capítulo pero molaba un cachazo...) y la furgoneta llena de gadjets.
La serie gozó de buena salud, y fue la que desencadenó toda una retahila de extraños seres mutantes.

Battle Toads


Pese a que los sapos guerreros tenían serie e televisión propia, estos tres renacuajos (joder joder, que pedazo juego de palabras, estamos que lo tiramos) se revelaron como un videojuego relativamente decente. Se trataba del típico juego de ir andando por la calle rebentando a todos los bichos que nos encontrábamos, que llegó incluso a tener un crossover con Double Dragon.
Los tres sapos, por su puesto hermanos todos dieron el salto a la pequeña pantalla allá por 1992 con el fin de destronar al cuarteto tortuguil... huelga decir que eso era imposible. Y es que las Tortugas Ninja son tan chulas que hasta mean colonia (que no quelonia, joder joder joder lo tiramos, lo tiramos).

Street Sharks


La degeneración absoluta del género comienza con los tiburones callejeros. Cuatro hermanos pasan a ser tuburones humanoides por la intervención, en un alarde de originalidad sin precedentes, de un científico loco.
Los tiempos habían cambiado, y si las cuatro tortugas tenían una personalidad diferente, pero no demasiado, en este caso los cuatro tiburones del carajo tenían personalidades muy marcadas, que permitirían a todos los niños identificarse con alguno de ellos.
Lo único que tenemos que decir en favor de esta serie es que la idea de unos tiburones mutantes adolescentes convertidos en tales por capricho de un demente no eran la idea más descabellada dentro del mundo de las mutaciones televisivas.



Motorratones de Marte




Ahora sí que estamos ante la idea más trasnochada de todas. En Paranoia con Patatas no podemos dejar imaginarnos la escena en que los guonistas entran en el despacho del productor y le van comentando de qué va su idea entre risitas: "Pues esto... jijiji... verá... va de tres ratones marcianos macarras moteros... jijijijijiji... que huyen de Marte debido a una guerra... que asolaba su planeta... ¿qué le parece?".
Pues parece que al productor en cuestión no le pareció mala idea, y decidió dar el paso, hachiendo que estos tres ratones moteros pasasen a combatir a los alienígenas que habían tomado su planeta y que estaban camuflados en la Tierra como tranquilos y respetables empresarios.

Eso, que los mutantes adolescentes molan, pero sólo si son tortugas. Go ninja go ninja go, go ninja go ninja go, go ninja go ninja go, go ninja!!!

No hay comentarios: