viernes, 1 de febrero de 2008

Fauna urbana: los metrogañanes

Una vez más, como viene siendo habitual, el pueblo ha hablado. Trece de los treinta y seis encuestados han optado por que hablemos en esta sección de los metrogañanes, así que eso es lo que haremos.

¿Pero qué puñetas es un metrogañán?
No, no heblamos de Marianico el Corto, no. Ni ese metro ni ese gañán.
Etimológicamente debemos dejar claro que, en este caso, el prefijo metro hace referencia a urbano, a metropolitano; y la palabra gañán hece referencia a los propios gañanes, joder, abrid la página de la Rae, que al contrario de lo que penáis no es la página del demonio.
Sin embargo la palabar metrogañán hece referencia a un peculiar personaje de nuestras urbes: aquél que lleva siendo un gañán callejero, un malotillo toda su vida, y como ahora se acepta por la generalidad de las personas que los metrosexuales son lo más de lo más intentan imitarlos, conformando un grotesco pastiche que pasamos a analizar ya mismo.

Antes de nada, ten claro que si eres un cani o un bakala tienes bastate ganao para ser un metrogañán, sólo hay que cabiar un poco la ropa y las costumbres, el resto se queda como está.

Cómo reconocer a un metrogañán empleando sólo el 20% de tu celebro:

Lo primero que delata al metrogañán es su pelo, y es que habla por sí mismo. Si ya los makinetos y gañanes de por sí parecen tener como peluquero a Stivie Wonder y creen que son jóvenes y que molan, los metrogañanes dejan que Stivie Wonder les corte el pelo, les aconseje sobre qué champús y acondicionadores (no sabemos lo que es eso, pero lo ponemos porque nos suena de la tele, y si lo dice la tele...) deben echarse, sino que además les explica cómo deben peinarlo para salir a la calle y ser los tronzamozas definitivos. Así que ya sabéis, si veis a un tipo con peinado buho qu en vez de ir con un casco de moto bajo el brazo lleva una mariconera bolso de estos de tío, es un metrogañán.

Cómo gastare uan pasta e tu corte de pelo sin renunciar a horripilar a tus padres.

El metrogañán posee brazos que siguen el patrón del de los canis típicos, siendo mas habitual que se traten de brazos relativamente definidos. Como eso sería poca cosa, los brazos de los metrogañanes suelen estar acompañados de algún tipo de tatuaje, de algo sencillito por lo general, en algún sitio "discreto", como tu antebrazo. Se estila mucho el nombre de sus novias, a poder ser en un idioma que nadie comprenda, como el del amigo de la foto. El mayor fallo a este respecto de los metrogañanes es el hecho de que por ahorrarse un par de perras se harían el tatuaje en una playa de Kenya; o en un economato de Dakota del Norte al lado de la sección de pintura antideslizante.



Por su careto los conoceréis. Los metrogañanes son tipos duros que no entienden de dolor y que cumplen a rajatabla el principio femenino de que "para estar bella hay que sufrir". Es por esto por lo que combinan ese peinado tan caro y que tanto horripila a sus madres con un pendiente de brillante o un piercing en la ceja. Esto es casi indespensable.

Tu cuerpo es tu vida a partir de ya. Si a un cani le gusta salir a la calle con camisetas como condones de finas y apretadas, a tí te gusta hacer eso, y que además la gente opine que estás cuadrao, y que unque seas un puto hortera, porque lo eres, los tíos piensen que lo estás y puedas llegar a casa sin haberte comido un rosco pero lleno de razón. Es por eso por lo que debes invertir un buen dinero en lo siguiente: un gimnasio al que ir cuatro evces por semana, aunque lo aborrezcas, preferiblemente con monitor, un poster de clavin klein para que cada día contemples tu objetivo a lograr, varios botes de suero de proteínas, varios son muchos, piensa en ellos como si fuesen cajetas de tabaco de cuarenta euros cuando se te acaba una tienes que compra otra, quemadores de grasas, y si quieres hacerlo todo más rápido, efedrina o cualquier otro anabolizante en vena. ¿Que si es malo? Sí, claro, pero tú aún eres más malo.

En cuanto a la ropa, debes tener en cuenta dos prinicpios: el "si lo han fabricado así serápor algo" y "el rosa no es un color de chica". Si te los metes en la cabeza tendrás bastante ganado al respecto de convertirte en uno de estos subseres. Este es otro de esos puntos clave que difieren a los metrogañanes d emetrosexuales y malotillos comunes. Los metrosexuales se gastan el dinero del mes en ropa, más o menos hortera, de grandes marcas; los canis se gastan algo de su dinero en un chándal del Decathlon y unos tenis con muelles... Los metrogañanes no son así. Es probable que por casa tengan unos tenis de muelles, pero cuando van a salir por la noche tiran de ese invento milenario del que nunca habíamos hablado en esta web: el mercadillo. Lo más socorrido entre estos personajes son las camisetas de color ROSA. Básico. ¿Que hay que salir por la noche? Ellos ya saben que toca camiseta rosa, el tema es cual, ¿cómo eligen pues? Pues mirad, acuden a sus camisetas de imitación de mercadillo, que son todas iguales, sólo que a unas les estamparon el nombre de una marca y a otras el de otra. Al final, y tras dudar entre la de Emporio Armani y la de D&G se queda cone sta última y hala, a romper la noche con estilo.



De todos los complementos habidos y por haber, el preferido por los metrogañanes son las gafas de sol, a poder ser de espejo que les tapen media cara, tamién compradas en el mercadillo y que les hagan pensar que son elegantes y distinguidos.

Hobbys de los metrogañanes:

- Ir al gimnasio, a ponerse mazarrones.

- El tunning, y hablar de la de cosas que le harán a su "máquina" mientras adoptan actitudes simiescas y disctuten sobre sus nuevos levis 501.

- Mandar a sus madres al mercadillo. Alguien como ellos jamás iría sólo, y les da vergüenza que les vean con su madre por la calle (aunque por lo general la madre se queda más tranquila que Dios por no tener que dar explicaciones a nadie de la pinta de anormal que tiene su hijo).

- Hablar con y de su móvil, en el que, por lo general se ha dejado a una pasta, pero es el precio de ser cool.

- Subir sus fotos a internet. Los metrogañanes son los máximos usuarios de webs como votamicuerpo.com y similares, donde envían sus geniales fotos poniendo cara de malos y en alguna postura estratégica. Por lo general esas fotos tienen su cúspide en elestucado dle baño de fondo y en sus extraños azulejos. Las gafas de sol, toallas, y sonrisas de autosuficiencia son habituales.

A modo de conclusión queremos dejar clara una cosa: hablamos de gente que aún no sabe lo que es tener personalidad, con lo que si ven que alguien a quien respetan hace algo correrán a imitarlo, y hablamos también de gente que no tiene cultura de ningún tipo... vamos, que si los quitas de la guía de la tele y las revistas de tunning no han leído ni la carta del telepizza.

Son una raza bizarra, mezcla de metrosexual (de ahí su preocupación por vestir de forma que hace unos años se consideraba estrafalaria) y gañán de orquesta de pueblo (de ahí su cosntumbre de andar como un puto mono, de hablar a gritos, de saludar a la gente como si viviese en el Bronx, y de perseguir a las mujeres como si fuesen ganado). En cualquier caso, acostumbran a ser un coñazo, así que si os los encontráis por ahí ahora ya sabéis reconocerlos y actuar en consecuencia.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Es deplorable la fauna urbana que nos rodea. Los cogía a todos y los mandaba a Guantanamo.
El blog es de lo mejorcito que he visto en la puta red. Seguid así.

TeReSaToR dijo...

Amigos, aquí una seguidora de vuestro blog que os disfruta desde Dos Hermanas (Sevilla) (Suena la música de Dramatic Chipmuk CHAN CHAN CHANNNN). El pueblo con más canis/ habitantes de España (consultar Frykipedia.com). En realidad tooooooda la población cani del pueblo esta mutando a Metrogañán, y cuando leo posts como éste vienen a mi cabeza imagenes de camisetas negras con letras plateadas o doradas en las que se puede leer: CHICO MALO, MACHO IBERICO, y otras lindezas del estilo. PERO no os olvideis por dios de los zapatos de punta blancos también de mercadillo para salir los Sábados a perrear.

Un saludo Paranoicos!

El Staff dijo...

Joder, alguien tiene que detener eso, los metrocanis podrían llegar a ser un problema mayor que el de los propios canis... ¿alguien tiene a mano el móvil de Bruce Campbell?

Anónimo dijo...

yo creo ke es un tema para ablarlo con chuck norris

chafan dijo...

Yo me parto, simple y llanamente aqui y en la china.

Vengo del gugel buscando paranoias y otras lindezas y él fue quien me trajo aquí a leerme estos cuadros. Los hay de todas clases y maneras, ya vayan de negro o de amarillo.

Ay, joder. Voy a seguirte leyendo a ver qué pasa, la risa entre el porro y tu texto me ha venido bien. Gracias.

Kether dijo...

Espectacular el post. Nunca defraudan :p