sábado, 26 de abril de 2008

Momentos bochornosos de la televisión patria

La televisión, la caja tonta la llaman. Pero… ¿es tonta la caja? ¿O son tontos los seres que contiene? ¿Somos tontos los que la vemos, o lo son más los que por lo general la ven y un día deciden salir en ella? ¿Es la televisión causalista o finalista? Esto a nuestros protagonistas de hoy les da igual.
Hoy vamos a hablar de esos subseres que, apoltronados en su sofá llevaban años pensando “esa me la sabía yo”… hasta que deciden demostrárselo a sus amigos, familiares o simplemente, coetáneos.
Hoy, y qunque llevamos una semana abusando del Youtube y sin poneros a ninguna jaca, vamos a hablar de los momentos más bochornosos protagonizados por teleespectadores habituales que han saltado al interior de la llamada caja tonta. ¿Fue eso lo que les convirtió en tontos?

¿Quiere ser millonario?



Por fin Carlos Sobera hace una pregunta interesante. Señora, ¿qué es el punto G? Que el público no se ríe de usted porque sea una pregunta fácil, que lo de “quería verlos yo aquí” no es una respuesta razonable, que el punto G lo tiene usted, aunque usted no lo sepa. Pasa lo mismo con el corazón y los pulmones, que usted los tiene pero no los ve.
En fin, haga caso a Carlos y comente el tema con su hija.

¿Sabes más que un niño de primaria?




Este video lo pusimos hace meses, pero tuvimos que eliminar el post por culpa de la simpática normativa interna del Youtube. Ahora ha vuelto, para daros la chapa una vez más.
Si la señora que participaba en el vídeo anterior quería ser millonaria, esta no aspiraba a tanto, sólo aspiraba a demostrar que sabía más que un niño de primaria.
No sabemos en qué momento nos dio más pena, si en el que mete la pata, o en el que se explica. Seguramente el momento explicación resulte más penoso, por aquello de que ya la ha cagado y necesita demostrar que no es tan burricana como parece.

El diario de Patricia

En algunas ocasiones quienes aparecen en ese tubo de rayos catódicos no buscan dinero, n fama, sino decirle algo a su familia, pareja o amigos de forma que los abochorne ante todo un país con el fin de arreglar las cosas entre ellos… o de darle una sorpresa… o algo asín.
Esto lo veremos en nuestro siguiente video-testimonio, estas explicaciones que una afectada madre pide a su hijo. Deeeeeeeeeentro cani.



Jojojojojo, tío tío tío. Al lado del niñato subnormal del metro de Valencia este tipo es una especie de genio. Al contrario que a Patricia “Arf Arf” Conde y al otro pesao, a nosotros nos parece que el momento culminante es ese en el que el cani dice “¡Pero joder, si yo mato por ti!” y su madre contesta “¡Pues no me lo demuestras!”. Grande mamá, grande, fijo que al llegar a casa el nene te dice “Pídeme que mate, mamá, pídeme que mate”.
El día en que lleguemos al poder, y PcP domine el mundo por completo, una de nuestras principales medidas de nuestro gobierno será el implantar la vasectomía solidaria, por decreto o algo así.

El Juego de tu Vida

No, pandafrikis, no vamos a hablar del Metal Gear Solid, otro día. Hoy vamos a hablar del último grito en telebasura telerrealidad.
El mecanismo es tan simple que nos jode sobremanera que no se nos haya ocurrido a nosotros. Te presentas, firmas un papel, renuncias a tu derecho fundamental a la intimidad, el mismo que prohíbe que te inyecten pentotal sódico, que te hipnoticen para sacarte información o que te sometan a la prueba del polígrafo, te sientas en una silla... y durante unos segundos que se antojan horas pasa por delante lo más sucio y lamentable de tu vida.

Pues sí, es una putada. La máquina te pilla a la mínima y una mentira significa perder. Eso sí, tu puedes plantarte cuando quieras, y un familiar (tu padre, tu madre, tu avergonzado hijo o tu estupefacta esposa) puede descartar en algun momento una de las preguntas.

Huelga decir que las preguntas acostumbran a ser una putada de las gordas gordas.

Cada vez que eres sincero te acercas al premio final de 40.000 euracos (joer payo, bien le llega)... pero si mientes... pierdes todo lo que has ido ganando.

Como esto va de momentos bochornosos ya estáis tardando en ver estos...

Mario


Jesús


El telediario de TVE

Grande Matías, grande.


Con Matías Prats nos despedimos. Y recordad, que un padre que da consejos, más que un padre es un amigo, y yo te digo, ve con cuidado, pues nunca sabes en qué rincón se esconde... tu enemigo.

2 comentarios:

Musrha dijo...

Perdona, una pregunta. ¿Dónde quedaban las clases de sexualidad que daba la señora esta del primer video? Gracias.

Aloia dijo...

Jajajajajajajajajjajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajjajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajaj
AAAAaayyyyyyyyyyyyy
JJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJ
Aaaaaayyyyyyyyy