viernes, 2 de mayo de 2008

Y ahora que tengo poderes... ¿qué cojones hago?

Si estás leyendo esta página eseguro que te has planeado alguna vez esta pregunta si pudiera tener un superpoder, ¿qué poder eligiría?

Hoy, en PcP vamos a ir un paso más allá:

¿Ibas tranquilamente por la calle cuando ese camión de productos químicos desparramó toda su carga sobre ti y en vez de pasar a ser deforme has adquirido una visión de rayos X? ¿Has hecho un pacto con algún dios poco conocido que te ha otorgado el poder de alterar el tiempo y el espacio? ¿Has probado a mezclar peta zetas con coca cola y bebértelo y ahora tu estómsgo funciona como un mortero? ¿Una banda de marcianos piratas espaciales jorobados te han abducido, sometido a todo tipo de experimentos y sondas anales, para ahora ser capaz de atravesar paredes y levitar? Pues nada amigote, ahora tienes poderes. Mira tú que bien. Ya está, estás por encima de la media. Ya lo estabas cuando comenzaste a leer PcP, pero ahora además puede reconocérsete. Eso depende de tí. Ahora que tienes poderes, ¿qué vas a hacer con ellos?

Primera fase.-
Si viste aquél trailer viejo de los X-Men recordarás aquella frase de "Confía en algunos, teme al resto". ¿Vas a ser "algunos" o te quedas con "el resto"?
Debes elegir entre héroe o villano. A ver, conoces sobradamente al anormal de Peter Parker como para saber que no hay friki en el mundo que se quede conesa mierda del poder que conlleva lo otro, así que es el momento de que elijas correctamente, y seguro, que tras sopesar las opciones te vas a quedar con lo de ser malo.
No malo hombre, pero es que lo de una vida de libertinaje, atracar bancos y demás te va a salir bien. No te creas que te afectará demasiado psicológicamente: rodeado de billetes y con muchas jamelgas buenorras se duerme a pierna suelta.
El mayor problema, el que nunca debes obviar, es que ser malo te pone en el punto de mira de los grupúsculos de tiparracos que van de buenos, que estarán encantados de prestarte un poco de champú de castaña y hacerte un peinado en seco. Y eso no sería lo peor, que como te cruces con un Punisher o un Eddie Brock cabreao van a estar semanas quitando pedacitos de tu celebro de la moqueta. No te apresures a levantar un país en las costas del Mediterráneo. Roba, saquea, mata si hace falta, pero sólo para conseguir tu objetivo: la play tres, deuvedeses, tebeyos y todas las figuras de Monsieur Bome que molan un cojón.
Y recuerda que luchar contra el bien es mejor que luchar contra el mal: es mucho menos peligroso y te deja una de tiempo libre...

Segunda fase.-
Debes tener una nueva identidad. Llamándote "Pablo López" no vas a ningún lado, alelao que eres un alelao. Y los pantalones vaqueros no te ayudarán a dar rienda suelta a tus planes (y no sólo porque sean de esos pantalones que son demasiado fríos en invierno y demasiados calurosos en verano), así que necesitarás un uniforme.
¿Qué nombre pega con tu nuevo poder? Mmm... joder, piensa hostia, que aquí no tenemos poderes. ¿Por qué eligió Scott Summers lo de Cíclope? ¿Y el Ángel? ¿Por qué Ororo Munroe decidió que se haría llamar Tormenta? ¿Como es posible que si es negra tenga el pelo blanco? ¿Hay mujeres así?
Procura que no haya que traducir tu nombre al inglés, que si no no se te reconoce cuando cambies de país.
En lo del traje hay un consejo básico: si no estás como un futbolista al que vista Diadora no te pongas mallas. En serio. No hay nada que te haga perder mayor credibilidad como super-tipo que unos michelines que sabes que tienes. Luego pues nada, un cinturón divertido, algo que te tape la cara, y en general, que case con tu nombre y tus ideas.

¿Qué opinas del género?


Y una vez elijas un traje, no andes a tocar los cojones cambiándolo cada dos semanas, que luego no te conocen ni en tu escalera.



Tercera fase.-
Comenzarás tu carrera sólo, más que nada porque nosabes de más gente con poderes, además de ese mimo de Lavapiés pero nunca te has atrevido a hablar con él porque te parecía demasiado siniestro.
Pero no estarás sólo mucho tiempo, puesto que pronto te darás cuenta de que todo dios (todo dios) tiene superpoderes. El vecino, la portera, el de la tienda de la esquina, y de ahí al curro los peones, algún taxista, tu cartero y hasta tu jefe. Y todos tendrán un alineamiento contrario al tuyo (menos el cartero, que lo mismo se lía a prenderle fuego a la ciudad en un arrebato de furia que salva a los patos del estanque).



Te irás dando cuenta de que lo de ser autónomo es una putada. Si has decidido ser un héroe pues mucho peor, porque es probable que no tengas un chavo y tu estúpida moral te impida coger lo que te apetezca.
Puedes hacer como los protas de rising Stars y trabajar para alguna multinacional de la seguridad privada. Eso siempre está bien.



Cuarta fase.-
Te buscas un compañero. Nunca nunca nunca te busques a un prepúber como ayudante. Lo mejor que te puede pasar es que acabes en las mismas listas que Michael Jackson, y puede que incluso acabes siendo descontextualizado por Jotacé.

¿"Straight" guy? ¿"A fella who loves you"? ¡Jotace, yo te maldigo!


Búscate algo más interesante. Pa empezar que sea una tía, que si está buena seguro que nadie sospecha que te la petas. Y para continuar que sea más dura que tú y no lo sepa.
La otra opción es un animal de compañía. Fíjate en Superman que tuvo todos los que quiso.
Pero llegará un día en que no será posible seguir en una guerra de dos contra el mundo.

Quinta fase.-
Ahora que ya te ha scurtido a baja escala métete en uno de esas especies de sindicatos de superhéroes. Elige, cabrón superpoderoso, elige.-

LOS CUATRO FANTÁSTICOS.-

Puede parecer que es un grupo cerrado, una especie de familia chunga, pero no (bueno lo segundo sí).
Estadísticamente todos los "fantásticos" han decidido abandonar alguna vez el grupo. Cuando abandone otra vez alguno de ellos corres y te metes tú y grupo cerrado.

Pros: Sue Storm

Contras: algún día Sue Storm abandonará los Cuatro Fantásticos.



X-MEN.-

Tanta alianza de civilizaciones, tanto humanos y mutantes unidos para siempre, y pasa lo que pasa. Ya les pasó a todas las minorías existentes. Son unos racistas de la hostia. A ver, pa que te quieran o naciste así, y por una vez con "así" no queremos decir "tonto", o te jodes.

Pros: son muchos, viven en un chabolo de la hostia y te dan un traje. Si por el contrario te apetece someter a la humanidad te unes a la Hermandad de Mutantes Diabólicos e intentas que caiga Mística, la mujer en la que todo son pros.

Contras: tienes que aguantar a unos cuantos pesaos, y cada vez que llega uno nuevo dejas de hacer nada durante un par de semanas.

LOS VENGADORES.-

Si vives en el Universo Marvel y no eres un mutante te llega con untraje. Por no tener no tienes ni que tener poderes, si al final sólo son cara la galería, tanto rayo por los ojos y tanta mierda si con una cacharra con un cañón del nueve ya tienes todos los poderes que puedas querer.

Pros: aunque seáis muchos te vas a aprender por cojones todos los nombres de oírselos a tus compañeros, que nunca dirán "Eh tú", sino "Capitán América"; ni "escucha tía", sino "escucha Hulka".



Contras: nunca tendrás muy claro quien tiene contrato indefinido, quien fijo, quien fijo discontínuo, quien a jornada partida, quien por turnos, quien manda allí ni quién se apuntará mañana.

LOS PROTAS DE HÉROES.-
¿Quieres viajar por el mundo, conocer diferentes culturas aprender idiomas, viajar por el espacio tiempo, huir de una agencia secreta y conocer a un montón de gente a quién nunca pensaste conocer pero que comparten tu destino? ¿Quieres hacer todo esto sin ser Bono?
Esta es tu opción. Al principio te harás colega de un par de mataos, pero añgún día arás algo grande.
Eso sí, no te lo va a reconocer ni tu putifa madre.

Pros: puedes llegar a conocer a Hiro, que es tan friki como tú pero además puede viejar en el tiempo para enseñarte a fabricar escenografía del Güarjammer.

¡No te preocupes, que las ligeras no anulan filas!


Contras: si hay otra huelga de guionistas es probable que tu muerte se presente antes de tiempo.

En fin, aquí quedan nuestros consejos de hoy.
Ya sabéis qué tenéis que hacer si algún día os muerde un perro radiactivo, se os cae un toldo de otro planeta en la cabeza, o el sistema de airbags de vuestro coche desparece y en su lugar surge la cabeza de Phil Collins que os la chupa cuando tenéis un accidente. ¡Llamar a los Cazafantasmas!

3 comentarios:

nagasia dijo...

yo si tuviese superpoderes destruiria el mundo y lo violaria, aunque aun no estoy seguro del orden XD

Steve Zissou dijo...

para elegir alineación se tiran dados, no¿? xD

El Staff dijo...

Tu no sé, nosotros tiramos dados para saber que carrera estudiaríamos o efepé estudiaríamos, que pantalones nos compramos, e incluso qué nos leemos cuando vamos a cagar. Así que una decisión como esa estaría escrita sobre el brillante nácar de un dado de seis caras.