domingo, 10 de agosto de 2008

Mitos de la Farándula: Marty Feldman

Tenemos hoy con nosotros de nuevo a Steve Zissou, un tipo encantador, eso sí, un quejica el tío, de estos plastas plastas. Sin embargo, ama su trabajo, y resulta casi imposible apartarlo de él.

Espero que alguien lea esto… sigo encadenado a una de las mesas de la redacción de PcP obligado a ver una y otra vez la película de Super Mario Bross… No se si podré soportarlo durante mucho tiempo así que aprovecharé estos breves momentos de cordura para hablaros de todo un clásico del humor: Marty Feldman.

“Míreme a los ojitos, Romario”


El señor Feldman era el típico cómico inglés como lo son: Rowan Atkinson, Stephen Fry o Hugh Laurie (venga, aceptamos Benny Hill), y como ellos, basaba mucho sus chascarrillos en su aspecto físico.

“No me mires así que yo también me he asustado”


No me diréis que el chaval no es un primor: esos ojos de camaleón multidireccionales, ese cuerpo escuchimizado, su gran estatura… el George Clooney de la época, vamos.

Feldman ha escrito multitud de sketches famosos de los Monty Python, así que si os hace gracia el Flying Circus pensad que la mano de Marty anda detrás.



Pero si hay un papel que lo ha hecho famoso es el de Igor, ayudante del profesor “Fronkonstin”, en la película El jovencito Frankenstein de Mel Brooks. La verdad es que el tío resulta desternillante con su joroba cambiante, sus comentarios mordaces, sus tiradas de tejos a la prometida del profesor…



Feldman muere en 1982 mientras rodaba Yellowbeard en Ciudad de Méjico. Suena simple, ¿verdad? Pues nada más lejos. Sergio Aragonés (dibujante de la revista MAD) se autoinculpó de la muerte de Marty por haberle asustado ese mismo día. Al parecer, Aragonés filmaba una película cerca e iba disfrazado de policía. Al ver a nuestro besuguil protagonista, Sergio corrió hacia él provocándole un susto que le produciría la muerte horas después. Esta historia aparece en el número 11 de Solo (cómic de DC).

Siempre se van los mejores


Me despido ya que creo que alguien viene a rebobinar la cinta… ¡Qué alguien me ayude! ¿Niño Jesús?

3 comentarios:

Baronesa Roja dijo...

El jovencito Frankenstein es un clásico, es buenísima. Una comedia hecha en serio y cada vez que la veo descubro algo nuevo.

Recluta dijo...

-Nadie me quiere, nadie se preocupa por mi...

Excepto el Staff de Paranoia con patatas.

¿Alguien sabe el nombre de la pelicula en la que hacia de legionario frances?

El Staff dijo...

Sip, se titula Mi bello legionario, no sólo hace de legionario, sino que además, el gran Marty también la dirige.
Encantados de tenerte con nosotros, recluta.