domingo, 15 de febrero de 2009

Paranoia quincenal Vol. 3

Ha terminado la tercera quincena del año... ¿ha pasado algo reseñable desde la última vez que nos asomamos a esta sucia, sucia sociedad?




Exacto. Akira Toriyama ha visto el guión de Dragon Ball Evolution, y no sólo eso, sino que ha conocido el equipo y visto como trabajan... y por último... ha opinado...

¿Y qué ha opinado?

"Como guionista original, al ver la puesta en escena y el diseño de los personajes, lo primero que pensé fue... ¿ein? Pero luego conocí al director, los actores, el equipo técnico, y a todos los demás, y me parecieron todos auténticos pesos pesados. Lo mejor que podemos hacer, tanto los fans como yo para apreciar esta cinta es verla como un Nuevo Dragon Ball... algo así como de una dimensión alternativa... ¿quién sabe? ¡quizás termine siendo una obra maestra! ¡Habrá que estar atentos!"

Hombre... pues habrá que estar atentos, como estuviste tú al vender el proyecto y sus derechos, hijo de puta, que venderías a tu hija por un par de millones a una banda de esclavistas albaneses, y seguro que dirías "naaah, no está tan mal, me gusta pensar que para apreciar a sus nuevos padres debe pensar que son... algo así como de otra dimensión".




No es que sea una noticia de prensa, sino una carta enviada por una joven a una revista de informática. Todos odiamos a los hackers, son la segunda especie más deleznable de Internet, después de los trolls, y seguidos de cerca por los tíos que se hacen pasar por tías en los chats. Sin embargo... ¿merecen realmente lo que se les viene encima?

Un hacker me robó el trabajo de ciencias. Un hacker cambió los resultados de mi examen. Un hacker me apagó el microondas. Un hacker desconectó el respirador artificial de mi abuela. Un hacker estropeó la web de Infinity. Un hacker se comió mi trabajo de ciencias.

¿Merecen ser culpados de todos los males de la humanidad? Si es así, que os jodan, sucios hackers, por vuestra culpa se extinguieron los dinosaurios.




Resulta que los chicos de IBM han ideado un nuevo ingenio: un traje que permite a su portador... esquivar balas.

Y esto... no corráis a llamar a vuestros agentes de la propiedad industrial porque... ya lo han patentado (podéis consultar la patente aquí).



El hecho de que nuestro inglés lo hayamos aprendido en un curso CCC nos convierte en los individuos menos aptos para traduciros la patente, sin embargo, tras leérla hemos sacado en claro varias cosas:

- Teóricamente, el cacharro detecta proyectiles a gran velocidad y calcula la trayectoria del susodicho proyectil, moviendo al individuo fuera de su dirección para evitar el impacto. Lo que no explica es cómo sabe que es una bala y no otro tipo de proyectil, como una pepita de naranja disparada a través de un boli bic.

- Está pensado para evitar magnicidios.

- IBM debe ser una especie de nave espacial.

Os mantendremos informados... quizás en la fuente también lo hagan.




La información de hoy puede terminar por resultar un poco amarillista, pero es que los peligros de intenné son infinitos. Como ya dijimos, la tercera especie más odiada de Internet son los tíos que se hacen pasar por tías.

Anthony hizo esto mismo, y consiguió que sus compañeros de clase le mandasen fotos en bolingas... para luego chantajearlos para que llevasen a cabo una serie de actividades sexuales. La noticia no dice cuales, pero sí los lugares, y nos imaginamos que esas actividades irán del teto a la galleta pasando por los subidones de calzoncillos.

En cualquier caso, se comprueba una vez más que el Facebook es una de esas cosas que no deberían existir por marranas y feas, pero que sin embargo existen. Y no sólo existen, sino que además... os acechan.




Vaya, si se ha prohibido "Miss Colita 2009" sólo podemos hacernos una pregunta: ¿qué sucederá mañana en ese invento internetero bello a la par que interesante que es el Big Culo Day? ¿Lo sabrá Jotacé?

No hay comentarios: