miércoles, 18 de febrero de 2009

Pelis que molan: Beavis y Butthead Recorren América

Hola, amigo lector. Has atravesado la barrera del ciberespacio y te has conectado a Paranoia con Patatas, la página web que recomiendan los dentistas de tu comunidad autónoma.

Hoy, en vuestro blog amigo vamos a recordar uno de esos derroches de calidad fílmica, que tanto nos gustan a todos. Nos referimos a ese pedazo de películo que es... ¡Beavis y Butthead recorren América! ¡Ay que maravilla de películo!



Todos conocéis a Beavis y a Butthead, los dos personajes recurrentes que comentaban los vídeos en la MTV (esa cadena yanki en la que sólo salen drogadictos y tetorras), un par de jóvenes adolescentes, vagos, maleantes y, fundamentalmente... vírgenes.

La serie estuvo en antena 4 años, durante los cuales los dos jóvenes se sentaron frente a su televisor para contemplar los vídeos musicales mientras hablaban sobre sexo y sobre lo tronchamozas que eran y lo que molaban. Asistían al instituto Highland y se ganaban unas pelillas extra a través de pequeños trabajos, de esos que los gandules como vosotros anheláis: repartir propaganda, vender cleenex, romper entradas de cine, etecé etecé.

Sin embargo no estamos aquí para cantaros las maravillas de este par de paraplégicos cerebrales, sino para hablaros de una peli que mola: la que narra su periplo a través de los yuesei.



En la cinta, Beavis y Butthead ven como su bien más preciado es robado delante de sus propias narices y deciden moverse por primera vez en su vida para devolver las cosas al estado anterior: deben encontrar una nueva tele. La búsqueda de su televisor les lleva a conocer a Muddy Grimes (Bruce Willis), quien les contrata para cepillarse a su mujer, Dallas (Demi Moore). Rápidamente, y ante la posibilidad de "meter", los dos amigos se embarcan rumbo a su objetivo.



Desde aquí, todo se dispara: un virus mortal escondido en un inestable dispositivo, un inspector del FBI obsesionado con la exploración de orificios, el señor Anderson y su caravana, una anciana adicta a las pastillas, un par de motoristas extrañamente familiares, excursiones de monjas, el profesor Van Dreesen cantando "Gaviota lesbiana"... huh huh huh... huh huh huh... ¿podrá el gran "Porculio" salvar el día?

"Arrodillaos ante el gran Porculioooo"


Todo esto a través de los Estados Unidos, visitando la gran presa Hoover, el monumento a George Washington, el parque de Yellowstone, Las Vegas e incluso la Casa Blanca... hasta ser recibidos por el presidente Clinton...

La verdad es que si no la habéis visto no sois personas. ¿Significa esto que viéndola paséis a serlo? No, por supuesto que no, pero seréis un poquito menos victimillas. La aventura americana Beavis y Butthead es una de esas pelis inolvidables para cualquiera que se haga llamar lector de Paranoia con Patatas.

2 comentarios:

Rare dijo...

Que gran peli!!!!!!!!!!!

Mariana Hernández dijo...

Ojalá volvieran a pasar estas series en la tv, se extraña mucho la anterior programación de MTv.