viernes, 29 de octubre de 2010

Halloween 2010: Ni terror ni nada

Cosas que no deberían existir por marranas y feas, pero que sin embargo existen: Películas de terror que en realidad son engañifas.

Hola amiguetes. ¿Nunca os ha pasado que después de ver una película de la que esperábais grandes cosas os habéis sentido vejados, ultrajados y también un poco sucios? Hoy hablaremos de películas de terror que producen ese efecto en el friki común (entendiendo el friki común como lo que vosotros véis cada vez que miráis aterrorizados el único espejo de vuestra casa que aún no está roto).

Podríamos decir que el primer caso de la historia fue "El Exorcista", una película a la que, en PcP, no le acabamos de pillar el punto, la verdad, y eso que es una de esas pelis que estuvo en boca de todos antes y durante su estreno hace ya veintinueve añazos, y seguirá siendo objeto de culto durante muchos años más.



"El exorcista es la hostia", "es la peli que más miedo da del mundo"... estos y otros rebuznos se escuchan habitualmente cuando hablamos de esta cinta. Y no lo entendemos. ¿Qué es lo que acojona? ¿La parte en la que a la cría le da vueltas la cabeza? ¿Lo del crucifijo? ¿La escena en la que rabea toda la cama? Pues machos, si eso os acojona no salgáis a la calle las noches de los jueves, viernes y sábados porque no dejan de ser escenas bastante típicas de cualquier borrachera (por lo menos de cualquiera en la que nosotros hayamos estado). ¿Y qué es lo que hace que la recordemos siempre? ¿Que el protagonista sea un cura? ¿Qué tiene de interesante eso...? si el cura no hace nada, copón, que por lo menos el de "El Pájaro Espino" se ganaba su share. Si querían explotar lo del cura deberían haber hecho que lo interpretase Arnold Swarchzenegger o cualquier otro machaca que le haga bultos a la sotana y se pasase toda la peli diciendo barbaridades.

En cualquier caso creemos que ya entendéis a qué nos referimos con "engañifa". Ahora haremos un breve repaso a los filmes que han visto la luz durante los últimos años y que nos hacen pensar a todos que habría estado mejor que sus responsables se quedasen en casa descansando o, en su defecto, plantando un pino (recuerda: recicla, tu abono es vida, chaval).

El Sexto Sentido




Corría el año 1999, Bruce Willis, uno de los actores preferidos por los freacs de todas las edades, interpretaba a un psicólogo especialista en críos con problemas mentales y que debe lidiar con un renacuajo pesadísimo que a veces veía muertos.

Y no nos extraña, porque la peli, lo que es la peli, era un bodrio fino eh, por muy exótico que fuese el origen de su director, la peli era una engañifa de las grandes. Creemos que todos nos daréis la razón si os decimos que, si en vez de ser un psicólogo fuese un policía de Nueva York especialista en lidiar con fantasmas y se pasase toda la peli disparando rayos de protones contra ellos. Habría sido la hostia, sin duda.

El Proyecto de la Bruja de Blair




Mira que no dieron la lata con esta peli ni nada... claro, después de que nos cascasen la del Sexto Sentido, el mismo año tenía que venir algo más que nos produjese diarrea... Pues no. Ni lo uno ni lo otro, chavales.

Probablemente nos encontremos con el equivalente a Battle Royale 2 en el género de terror. La película que vivió de "lo viral" por antonomasia. Es una auténtica mierda, y lo más triste es que todo Bruce quería ir al cine a verla. ¿Para qué? ¿Para ver ochenta y seis minutos de rubia preuniversitaria enfocándose los mocos? Madre mía madre mía, que aburrimiento. Además creemos que pasará a la historia por ser la primera película de terror en la que la protagonista es una hembra y en la que no se enseña cacho ninguno... ni pseudofolleque... ni nada de nada.

Una pena. Por suerte, pese a haber sido estrenada en 1999, en el año 2000 ya nadie se acordaba de ella.

Los Otros




En 2001 llegó lo que parecía que iba a ser la re: la tercera peli de Alejandro "Nicole nunca perdonará a Tom" Amenábar, después de Tesis y Abre los ojos, que serán muy entretenidas pero les faltan tetas a las dos para despuntar. Vamos, que entre ellas y las que os recomendamos el otro día de Tobe Hooper ya sabéis cuales tenéis que elegir.

En este caso nos presentaba a Nicole Kidman, de la cual Amenábar estaba profundamente enamorado pese a su condición sexual, a dos niños y dos criados con aspecto siniestro que vivían en un caserón parecido al de El Resplandor, pero en cutre. Por muy de clase alta que pareciese no era más que un asqueroso chamizo de potorrochocientos metros cuadrados en los que nunca daba un rayo de luz.

El efecto terrorífico se hacía a través de juegos de luz, soniditos, tensión dramática y pollas en vinagre de esas que no interesan a nadie. Nos pasamos toda la peli esperando a que Jack Nicholson, con una cara más desencajada que la de un yonki en la cola de la metadona, atravesase una puerta con un hacha y se la cascase en la cabeza a la protagonista.

Veredicto: una mierden.

Ringu (The Ring)



Pese a haber visto la luz en 1998, no fue hasta principios del tercer milenio cuando llegó a nuestro país convertida en un fenómeno de masas.

Este es un tema más peliagudo, tan peliagudo que algún día le dedicaremos un post completo. Como aperitivo simplemente diremos que Ringu, traducida como The Ring, y de la cual se cascaron un remake en 2002, es una película japonesa de miedito trascendental que tiene que ver con una cinta de vídeo.

Sí, ya, ya sabemos que la visteis. El tema es que la peli, amén de ser medianamente pasable, abrió el camino a un alubión de películas asiáticas de terror que eran auténticos mojones y, lo más triste, ¡que todo el mundo quería ver porque se habían vuelto algo cool! Amosvengahombre, ¿pero esto que es? Si los que os ponéis palots con "La Maldición" y "Llamada Perdida" sois los mismos que hace cinco años no queríais alquilar "Viernes 13, sexta parte" porque eran todas iguales... claro... y ahora no sólo nos tragamos la peli en la que la niña muerta de los cojones se venga de todo el mundo, sino que además nos vemos todas las que vinieron después.

Cloverfield (Monstruoso)



Vale que no es el mismo género, vale que en este caso es más de monstruos al estilo Godzilla y vale que Godzilla siempre nos ha molado a todos casi tanto como Gamera, pero joder, lo que hicieron aquí no tuvo nombre.

Que si webs, que si EthanHassWasWrong, que si EthanHassWasRight, que si cámara en mano, que si no se sabe lo que es, que si descubre los acertijos secretos en nuestra web... copón, si hasta nos jodieron a nosotros, que le dedicamos varios posts a la película porque teníamos los ojos vendados y no habíamos instaurado la sana costumbre de ver películas de la Troma al menos tres veces por semana.

De todas formas, viniendo del productor de Perdidos no podíamos esperar más. Por cierto, ahora que ha acabado... ¿alguien se acuerda de Perdidos? Lo suponíamos.

Bueno frikis, hasta aquí llegó el post cinéfilo de hoy, mañana seguimos en nuestra semana del terror y recordad: comed mierda, cien mil millones de moscas no pueden equivocarse.

5 comentarios:

juan dijo...

Tanto la del Proyecto de la bruja de Blair como The ring fueron dos auténticos bodrios. Cloverfield no la he visto. Pero lo que decís de las otras tres... chavales... no tenéis ni idea de cine, mejor dedicáos a los cómics para niños y a cascárosla

Jon Arson dijo...

A mí el Sexto Sentido me gustó. Vale que no da miedo, pero tampoco está tan mal... en el resto coincido completamente. Rollos patateros para góticas con guantes.

Denis dijo...

...amos a ver, amos a ver, amos a ver.

El Exorcista es una peli de 1977 ¿vale?. Osea, que cuando se estrenó, las escenas crudas, violentas y cercanas al realismo dejaron a la peña de piedra.Igual que la peli Psicosis, del maestro[al que diga lo contrario lo apiolo] Alfred Alfred Hitchcock que data de 1960, dejó a la gente pegada al asiento.
Hoy en día el "terror" que esas pelis pueden infundir es menor debido al sindrome "ahora más" de las pelis de terror. Los cubos de sangre y bisceras que se pueden ver en pelis como Machete, eran impensables en los 60 o los 70.
Criticar una peli basandose en esos criterios es mearse en esa peli sin motivo alguno.
Es como cuando el otro dia en mi tienda de comics/frikis preferida un crio_mediatorta de los cojones agarró una reedición de los Vengadores: la Guerra Kree/Srull y empezó a decir "menuuuuda mierda de dibujos y la historia es aburrida".
Tranquilos, nunca encontraran el descampado donde esparcí sus miembros. ¬¬
Esto es lo mismo. El exorcista es una peli de hace 33 años, coño. Un pelín de respeto.

Ahora bien el resto...

Pues bueno, cada una en lo suyo. El cine de terror tiene eso, hay cosas que a algunos asustan y a otros pues no. A mi particularmente la de Poltergeis me dejó en su dia clavado en el puto asiento del cine. A dia de hoy la veo y no pasa na.
Pero otras, como por ejemplo REC me gustan porque son de zombis, pero lo que es miedo, miedo....psss, más terror siento a la hora de hacer la declaración de la renta.

Anónimo dijo...

Me gustó mucho The Ring, pero no es una peli de miedo.

Edu dijo...

Solo faltaba El Bosque y ya implosiona el universo. Vale que la idea de cine de terror ha ido cambiando, pero es que The ring y BWP, vaya pedazo de mierdas!